Adriana Lichtenstein tiene 68 años, y vive en CABA,  tuvo toda la vida los síntomas de DA, incluso su historia incluye alguna reacción bronquial. Es profesora de enseñanza primaria, con especialización en enfermedades mentales, diplomada en pedagogía hospitalaria y acompañante terapéutica.

06 de Noviembre del 2020

¿Cuánto hace que padecés DA?

En realidad desde hace mucho tiempo, pues tuve siempre los síntomas y me decían que era “neurodermitis”, recién desde julio de este año me dijeron que era una dermatitis atópica severa.

¿Cómo fue el diagnóstico?

El diagnóstico ya lo tenía como comenté antes. Recién ahora investigando, me doy cuenta de que en otros países ambos términos “neurodermitis” y “neurodermatitis” pueden referirse a lo mismo, pero en Argentina es un término que refiere más a lesiones auto provocadas, con lo cual no estaba bien mi diagnóstico inicial. Este año en particular fue más complicado por el aislamiento.  Cuando mi prepaga cierra los consultorios externos, acudí a la obra social sindical y allí me diagnosticaron “dermatitis atópica”.

¿Qué es la DA para vos?

Para mí la DA es muy molesta, además de que siento que altera mi imagen personal, me resulta muy incómoda.

¿Cómo fue tu historia de vida Adriana, con los síntomas de DA?

Mi niñez y adolescencia fueron incómodas porque siempre tuve trastornos de alergia a nivel dermatológico, respiratorio y por ello tuve que tomar medicamentos.

¿Cuál crees que fue la etapa más difícil que tuviste que atravesar con respecto a la enfermedad?

La etapa más complicada fue cuando tuve a mi hija tenía 14 a 16 meses, que tuve un eccema en ambas manos por lo cual tuve que estar vendada y no podía atender a mi bebé. Fue una etapa muy dolorosa para mí.

¿Qué hacés cuando estás muy brotada?

Cuando estoy muy brotada o molesta  acudo a las cremas humectantes y nutritivas para aliviarme. Con ellas logro suavizar más mi piel y sentirme un poco mejor.

¿Creés que es importante investigar sobre la enfermedad o que eso es cosa de médicos?

Creo que es importante investigar sobre la DA…no es algo que solo corresponde al profesional sino también a quien la padece, para saber las causas, las consecuencias y para conocer un poco más sobre la enfermedad y poder sobrellevarla mejor. Creo que cuando uno conoce lo que padece también ayuda al resto de la familia a saber cómo actuar y qué hacer.

¿Qué mensaje le darías a otros que están pasando por lo mismo?

Debemos  aprender a convivir con las cosas que nos  pasan, allí es  donde nos transformamos  en ese ser capaz de adaptarse y salir adelante ante cualquier dificultad. Mi consejo además es que los pacientes investiguen, se hagan tratar y cuiden su cuerpo.

Todos los derechos de la entrevista son reservados. Propiedad de ADAR Argentina.


Adararg

Asociación Civil de Dermatitis Atópica Argentina

Puede que también te guste

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *